Una necrópolis con vistas: Son Real, Mallorca

Una necrópolis con vistas: Son Real, Mallorca

Los antiguos pobladores de esta zona de la isla de Mallorca supieron escoger muy bien el lugar para el descanso eterno. Las vistas hacia el Mediterráneo, enmarcado por la bahía de Alcúdia al noreste de la isla, son infinitas, y aquí se construyó la Necrópolis de Son Real, cuyos restos arqueológicos podemos visitar.

Aquí, junto al mar, suave las más de las veces, temible si azota el temporal, se fueron excavando tumbas desde el siglo VII a. C., conformando un yacimiento que aún hoy sigue guardando sorpresas. Y es que en la actualidad se sigue investigando y descubriendo nuevas tumbas, nuevos restos humanos y arqueológicos.


Hasta en dos ocasiones en los últimos años he tenido la oportunidad de ver in situ el descubrimiento de dos nuevos cuerpos enterrados bajo capas y capas de tierra, nuevas tumbas que surgen de este lugar mágico y especial gracias al trabajo de los expertos que, de cuando en cuando, allí se reúnen.

En estos momentos ya son 142 los sepulcros hallados en la necrópolis de Son Real, construcciones de muy diversas formas: de planta circular, cuadrada, rectangular o absidial. En cada tumba se enterraban varios cuerpos y para ello estos eran depositados en los agujeros adoptando una postura fetal.

Las tumbas más alejadas del mar se encuentran en un alto grado de conservación, pero las más cercanas están muy erosionadas e incluso derrumbadas. No hay más que asomarse al lugar en un día de tempestad para ver lo que la fuerza de las olas pueden hacer.

Excursión Son Real Mallorca

Son Real es una necrópolis talayótica cuyas construcciones van del siglo VII a.C hasta el I a.C. La cultura talayótica se desarrolló en las Islas Baleares, en concreto en Mallorca y Menorca, durante la edad del bronce y la edad del hierro.

Visita a la Necrópolis de Son Real

El yacimiento se encuentra en el municipio de Santa Margarita, en la bahía de Alcudia y a él se puede acceder desde la playa de Son Bauló siguiendo la costa por roca y arena (unos 1300 metros) o desde la “possessió” o finca de Son Real hacia el mar. Para esta opción, existe la posibilidad de coger en préstamo bicicletas desde la finca.

En ambos casos, el paseo es de unos veinte minutos, pero ojo con los días calurosos y más soleados: conviene llevar agua y protección solar, ya que se trata de un recorrido por una zona sin servicios y con escasa sombra, ya que la mayoría de vegetación es baja. Si es pleno verano, recomiendo hacer el trayecto a primeras horas de la mañana.

Por supuesto, hay quien también llega a la Necrópolis de Son Real por mar, en barca o piragua y en este caso también será fácil acceder al islote de Porros (S’Illot des Porros), donde también se han hallado restos funerarios.

La necrópolis de Son real es de titularidad pública y la visita es libre. Los caminos no están señalizados, pero no es difícil seguir la senda. Recientemente se ha inaugurado nueva cartelería para interpretar los restos y de cuando en cuando se organizan visitas guiadas.

Esperemos que este importante patrimonio, tan vulnerable, esté a salvo de actos que ponen en peligro su integridad, pues en ocasiones se aprecian huellas de vehículos de dos ruedas que parecen haberse paseado entre y sobre las tumbas. Y que quien se acerque a visitarla, deje el lugar tal y como lo encontró.

Desde aquí se puede seguir caminando en dirección a Son Serra de Marina, donde encontraremos alguna de las mejores playas de la isla. O volver a nuestro punto de partida: Son Bauló o la finca de Son Real. Recordad que no hay servicios en la zona, por lo que hay que ir abastecido.

Tumbas Necrópolis Son Real

La Necrópolis de Son Real

Si vas a visitarla por tu cuenta, podemos dejarte estos otros datos sobre la necrópolis de Son Real.

  • Las tumbas, construidas con piedras superpuestas, presentan una altura media de entre cien y ciento-cincuenta centímetros.

  • La forma de los sepulcros está condicionada por la época en que fueron construidas. Las de planta circular son las más antiguas (alrededor del siglo VII a.C.); las que tienen formas de herradura datan del siglo V a.C.; y las cuadrangulares datan desde el siglo IV al I a.C.

  • Se han encontrado los restos de unas 300 personas en 142 tumbas.

  • Se han hallado indicios de la celebración de banquetes funerarios, restos de joyas, diferentes utensilios de metal, huesos, cerámicas y restos animales, posibles instrumentos musicales…

  • Se cree que las tumbas en principio eran solo para las personas que pertenecían a la aristocracia, pero con el tiempo su uso se fue extendiendo.

  • Según la época, para dar sepultura a los muertos utilizaban la inhumación o la incineración.

  • El cementerio ocupa una área de unos 1000 metros cuadrados, aunque inicialmente era más amplio: buena parte de Son Real se ha desvanecido por efecto del mar.

  • El Illot des Porros se ve desde la Necrópolis, dirección este. Está a unos sesenta y cinco metros de tierra, aunque en tiempos prehistóricos estuvo unido a la tierra. En él se hallan tres grandes cámaras talladas en la roca y a un nivel inferior del suelo.

Las vistas desde la Necrópolis de Son Real son fascinantes. Desde esta zona se puede contemplar toda la bahía de Alcúdia, con la Aucanada, el cap de Menorca y de Pinar al oeste (detrás, se vislumbra Formentor) y el cap Ferrutx al este.

La Necrópolis de Son Real en Mallorca es un yacimiento único en España y toda la mediterránea. Os animo a explorar esta zona norte de la isla en la que parece que nos sumerjamos en una Mallorca distinta, de hace siglos, envueltos por la naturaleza y con el sonido del mar, las gaviotas y las cigarras como únicos acompañantes.

Fotos | Eva Paris, Facebook Necròpolis

También te recomendamos


Los jardines del Palacio de Marivent en Mallorca abiertos al público desde hoy


Las Cuevas de Artà: una gruta fascinante que mira al mar


Los jardines del Palacio de Marivent en Palma se podrán visitar y acogerán esculturas de Joan Miró


La noticia

Una necrópolis con vistas: Son Real, Mallorca

fue publicada originalmente en

Diario del Viajero

por
Eva Paris

.

Powered by WPeMatico

Antiques

AdSense